Arte Diego Franco Molina: Expo "Sótano Quale" Cancelada - Pésimo trato al artista en el Museo Benjamín Vicuña Mackenna

martes, 10 de mayo de 2011

Expo "Sótano Quale" Cancelada - Pésimo trato al artista en el Museo Benjamín Vicuña Mackenna

Debido a razones que escapan por completo a mi poder, la exposición Sótano Quale, ha sido cancelada hasta nuevo aviso. Quiero ofrecer mis disculpas a quienes hayan planeado asistir, y a quienes a asistieron a la inauguración debido a lo tardío de este aviso. Quisiera manifestar también, mi profunda desilusión respecto de la gestión del Museo Nacional Benjamín Vicuña Mackenna, específicamente de su nueva encargada de la sala de exposiciones, la señora Geraldina Jamet.

Vengo trabajando en este proyecto desde septiembre del año 2010, cuando fue presentado al Fondo de Desarrollo de las Artes y la Cultura, FONDART. La sala fue otorgada a mí para ser usada durante todo el mes de mayo de 2011, bajo firma de la directora de ese momento, con quien no tuve mayor inconveniente, al contrario.

Al ver en marzo de 2011 que los fondos no fueron obtenidos, me presenté al Museo para dar aviso y reiterar mi intención de usar la sala con otros fondos, ante lo cual accedieron; aunque no tuve oportunidad de hablar con la directora, sino con la recién mencionada señora Geraldina Jamet.

Hacia principios del pasado mes de abril, me presento nuevamente y me encuentro con la sorpresa de que la señora Geraldina es la nueva encargada del espacio y que mi proyecto no estaba registrado en ninguno de los calendarios u carteleras de la institución. La solución fue entregarme el espacio de todas formas, pero con el tiempo de exposición reducido de un mes a una semana y la petición de revisar nuevamente mis trabajos.


Tengo que detenerme a mencionar en este punto una especial curiosidad, ya que la misma nueva directora, que pretende trabajar con “artistas” y administrar una “sala de arte” se siente capaz de denominar con la palabra “obsceno” un trabajo de mi carpeta que linkeo a continuación http://ars-drm.deviantart.com/art/La-Novicia-148447478 . Dígame usted señor lector, con sinceridad ¿hay algo de obsceno en esa imagen? No quiero descalificar a nadie, pero si alguien se molesta al ver un par de pechos femeninos, además de estar incapacitado para trabajar con artistas, está incapacitado para lidiar con seres humanos; los cuales suelen tener pechos, pezones, y algunos incluso penes o vaginas.

Pasado este examen y decidido a ignorar las recomendaciones de moderación de dibujos de belleza femenina, seguí trabajando. El día lunes 2 de mayo, sólo dos días antes del día de montaje (el 4 de mayo) y habiendo invitado ya a mis amigos y compañeros, se me avisa que la sala estaría disponible para montar sólo hasta el viernes 6 de mayo, e inauguraría el día lunes 9 de mayo. Perdía así más tiempo del ya perdido, para poder exhibir mi trabajo.

Más tarde, para el fin de esa semana, antes de montar el día viernes; me llega un correo diciendo que no podría montar ese día y que el día lunes, el mismo día de la inauguración, debería montar todos mis trabajos. Todo en un día. No tuve más que aceptar el aviso; el trabajo y dinero invertidos, además de las personas ya invitadas, me forzaron a hacerlo.

La gota que rebalsa el vaso cayó ese mismo día lunes, cuando al llegar con mis trabajos al lugar, descubro que el espacio (conformado de dos salas) estaba en pésimas condiciones para su uso, el suelo manchado de pintura, una sala sin pintar y las murallas peladas, la otra sala pintada pero llena de humedad, y ni siquiera estaba instalada la mayoría de los rieles donde se suponía debía colgar mis trabajos (ya que no se me permitió usar pegamento ni clavos). La solución ofrecida fue que usara la sala que estaba mejor (o menos horrible, para ser exacto) y otro día montar en la otra sala. Francamente ridículo e insultante.

Llega un punto en que hay que renunciar al trabajo realizado, por respeto a mi obra y sobre todo a las personas invitadas, a quienes les debo una presentación digna por el apoyo a mi trabajo. Pero estas son ideas que ciertas personas no parecen entender, y no parecen notar que el trabajo que hacemos los artistas exige tanta dedicación y esfuerzo como cualquier otro, y por lo mismo merece el respeto básico que se le da a cualquier persona. No pretendo hacer un discurso ni político, ni artístico, ni religioso. Apelo al sentido común.

Finalmente gasté el resto del día en comunicarle a los invitados la cancelación del evento, y presentándome en las afueras del museo para excusarme con quienes asistieron de todas formas a la inauguración que nunca llegó a realizarse.

Les ofrezco nuevamente mis disculpas a todos, y espero contar con su apoyo cuando al fin pueda terminar y exhibir este proyecto… al menos por ahora, ya sabemos donde no se realizará.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

El español Antonio Machado dijo:

Que dos y dos sean necesariamente cuatro, es una opinión que muchos compartimos. Pero si alguien sinceramente piensa otra cosa, que lo diga. Aquí no nos asombramos de nada

Comenten cuanto quieran...